La historia de Broc Brown, el adolescente más alto del mundo que no puede dejar de crecer

El estadounidense Broc Brown mide 2.34 metros (7 pies y 8 pulgadas) a sus 19 años. Su altura, motivada por un desorden genético diagnósticado a los 5 años llamado Síndrome de Sotos, le hizo valedor a los 18 años del título de adolescente más alto del mundo en el Libro Guinness de los Récords.

De hecho, la duda que se plantean los médicos es si Brown dejará de crecer en algún momento. En la actualidad, su crecimiento es de 15 centímetros al año, lo que hacer prever que le convertirá en el hombre más alto del mundo. Este título lo ostenta en la actualidad el turco Sultan Kosen, que mide 2.49 metros.

Pese a los problemas que conlleva su altura, a los que se añaden dificultades para aprender, la tensión alta y la espalda curva, los médicos aseguran que Brown puede llevar una vida normal.

Anuncios


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s